Los 10 jardines más bonitos del mundo


Los 10 jardines más bonitos del mundo

Son uno de los paraísos para cualquier viajero, Lugares en los que, tras un día de intensas caminatas, podemos al fin sentarnos, tumbarnos o quizá disfrutar del contacto de la hierba fresca bajo los pies. Los jardines que encontramos en las ciudades son reductos de naturaleza siempre dignos de ser visitados gracias a su poder para estimular nuestros sentidos. Así, en esta ocasión recorremos los jardines más bonitos del mundo para ofrecerte un itinerario verde y que invita al relax. ¿Nos acompañas?

Jardines Kenroku-en (Japón)

Un parque-jardín ubicado en la ciudad de Kanazawa y que cuenta con más de 12.000 árboles de 150 especies diferentes, destacando sus majestuosos pinos. Su nombre significa “parque de las seis cualidades”, ya que según la tradición, un jardín debe reunir elegancia, belleza, espacio, amplitud, abundancia de agua y bonitos paisajes. ¡Todo lo que tiene Kenrokue-en! Además, aquí pueden verse también grullas, el animal nacional japonés.

Jardines de Kenroku-en en Japón

Jardín de Cactus de Lanzarote (España)

Los 10.000 cactus de este jardín de la isla de Lanzarote siempre sorprenden a los visitantes. Se trata de un espacio creado por el artista y arquitecto César Manrique, de hecho fue su última intervención artística aquí y nos encanta por el contraste entre el verdor de las plantas, el azul del cielo y el negro de la tierra volcánica.

Jardín de cactus en Lanzarote

Jardines Keukenhof (Holanda)

Si hay una flor que representa a Holanda esa es el tulipán. Y en estas 32 hectáreas de jardines, entre las localidades de Lisse e Hillegom, podemos ver gran cantidad de ellos, junto a encantadores molinos, fuentes y lagos. Su nombre significa “jardín de la cocina” y dicen que se debe al noble Jacoba de Baviera, en cuyas posesiones se encontraban estos jardines y que en su opinión desprendían una fragancia similar a la de las las hierbas y especias de la cocina de su palacio.

Molino y tulipanes en los jardines Keukenhof de Holanda

Jardines de Versalles (Francia)

El parque del histórico palacio es Patrimonio de la Humanidad desde 1979 y sus impresionantes jardines nos permiten pasear entre flores, esculturas y fuentes para sentirnos como Luis XIV, el Rey Sol, quien encargó su construcción de la manera más ostentosa posible. También es muy agradable descubrir la Orangerie, una zona cuyos naranjos y árboles tropicales se guardan en invierno para protegerlos de las heladas.

Orangerie en los jardines de Versalles

Jardín Villa d’Este (Italia)

Un jardín renacentista del siglo XVI y ubicado en la localidad de Tívoli, cerca de Roma. El agua es el verdadero protagonista de esta exquisita creación natural y cuenta con numerosas fuentes, cascadas e impresionantes juegos de agua debido al desnivel del terreno. Los relatos mitológicos clásicos sirven para crear aquí templos, grutas y sofisticadas esculturas.

Fuente Oval en Villa d'Este, Tivoli, Italia

Jardín de YuYuan (China)

Estos jardines de Shanghai son los más famosos de China y fueron construidos en el s. XVI.  Combinan pabellones tradicionales y estanques con una variada vegetación y su nombre significa “salud” y “tranquilidad”, ya que el funcionario encargado de su construcción deseaba que sus padres, demasiado mayores para viajar, pudieran pasear por unos jardines que imitasen el estilo de los que ya existían en Pekín.

Jardines YuYuan en Shanghai. China

Jardín Majorelle (Marrakech)

Uno de los lugares más singulares que se puede visitar en Marrakech es el Jardín Majorelle, un jardín botánico que creó el pintor francés Jacques Majorelle en torno a su vivienda en los años 20. Tras una época abandonado, fue el célebre modisto Yves Saint Laurent quien en 1980 lo compró, restauró y aumentó su cantidad de especies vegetales. Hoy cuenta con variedades de todos los continentes y excepcionales cactus y buganvillas. Un verdadero oasis de relax.

Jardín Majorelle en Marrakech

Jardines del Palacio de Peterhof  (San Petersburgo)

El palacio que fuera residencia de los zares hasta 1917 está situado a 30 km de San Pertersburgo y cuenta con dos impresionantes parques plagados de cascadas y fuentes con brillantes esculturas doradas. De hecho, en el llamado Parque Inferior se encuentra el complejo de fuentes más grande del mundo. El agua proviene de manantiales naturales y llega través de 22 km de tuberías que fueron diseñas en el s. XVIII.

Jardines del palacio Peterhof en San Petersburgo

Jardines Butchart (Canadá)

Cuando en 1904 el marido de Jennie Butchart dejo de utilizar una cantera de caliza que poseía en Brentwood Bay, Vancouver, ella decidió embellecer el terreno con sus propias manos. Así nacieron los jardines Butchart que hoy son una hermosa extensión verde que ofrece llamativas variaciones cromáticas en cada estación y donde podemos encontrar una zona de jardín japonés, italiano y de rosas con más de 300 especies.

Jardines Butchart en Canadá

Jardines Waterfall (Costa Rica)

Vegetación exuberante, ríos y cataratas de agua cristalina, aves, mariposas y flores de todos los colores. Eso, y mucho más, es Costa Rica, un paraíso  para los amantes de la naturaleza en su estado más puro y que nos regala joyas como estos jardines en plena selva y cerca de San José, la capital. Te encantará ver de cerca  tucanes, ranas, colibríes y monos. ¡Pura vida!

Cascada en La Paz Waterfall Gardens en San Jose, Costa Rica

Hay 2 comentarios

Añadir

Deja un comentario